Río Negro, 31 de octubre.

Reprimieron a mapuches y demoraron a sus jefes

Fueron desalojados con gases y balas de goma por la policía.
 
Los incidentes, que tuvieron lugar a metros del lago Los Barreales, comenzaron a las 10.30 y se prolongaron durante 40 minutos.

LOMA DE LA LATA (ACE-AN).- Doce horas después de que Repsol-YPF lanzara la advertencia de frenar obras y limitar inversiones en la provincia, el grupo antimotines de la Policía provincial desalojó con gases lacrimógenos y balas de goma a los mapuches que intentaban impedir el trazado de una cañería de conducción de gasolina.

Los lonkos (caciques) de las comunidades mapuches Paynemil y Kaxipayiñ, Graciela Méndez Paynemil (embarazada de siete meses) y Juan Gabriel Cherqui, quienes el lunes iniciaron un plan de lucha contra la empresa española, fueron detenidos durante la refriega que dejó como saldo una decena de heridos de balas de goma y a un chico golpeado por el cartucho de gas lacrimógeno.

La empresa lamentó "los incidentes ocurridos y llamó a la reflexión a las entidades mapuches cuyas actitudes provocan "un agravamiento del conflicto".

Las autoridades mapuches fueron detenidas en calidad de "demorados" por "averiguación de antecedentes", informó oficialmente la Policía cuyo jefe, Juan Carlos Lezcano, asumió haber ordenado la represión (ver aparte). El juez federal Guillermo Labate dijo que desde su despacho no salió ninguna orden para que la Policía intervenga. Ayer la empresa española advirtió a las máximas autoridades de la provincia que de no haber una solución al conflicto con los mapuches podían detenerse trabajos y paralizar inversiones.

Los incidentes comenzaron a las 10.30 y se prolongaron por 40 minutos a pocos metros del lago Los Barreales. Por allí pasa la línea de conducción del pozo 189, un lote que los mapuches reclaman como propio y que la empresa define como fiscal.
La situación está cada vez más lejos de una salida pacífica. Para hoy se prevé un marcha con un acto frente a las oficinas que Repsol-YPF tiene en esta ciudad . A las 19, en el Aula Magna de la Universidad Nacional del Comahue, los mapuches presentarán un informe en el que, aseguran, explicarán con pelos y señales la contaminación de los integrantes de la comunidad y del suelo que habitan.

"La novedad del día es que se pudo trabajar en la línea de conducción del pozo 189M; lo lamentable es que no fue el resultado de una mejor actitud de las comunidades hacia las labores que debe realizar la empresa", expresaron oficialmente voceros de Repsol-YPF.

"Nunca más van trabajar tranquilos, nos van a tener que matar uno por uno para que nos vayamos y estar tranquilos", desafió Cherqui apenas quedó en libertad. Las comunidades denunciaron que fueron reprimidos cuando se aprestaban a realizar un acto en el pozo 189 donde, según los mapuches, con la traza de la cañería "se corre el riesgo de destruir" restos paleontológicos "de incalculable valor".

Los mapuches comentaron que los gases lacrimógenos y las balas de goma "comenzaron a llover desde atrás de la loma". Para escapar de los gases y las balas, los mapuches corrieron más de un kilómetro por un campo ondulado y pedregoso. Cuando se reagruparon, se enteraron de que la Policíase había llevado a sus líderes. En el lugar había unas 45 personas más una docena de niños. Un menor resultó herido por un cartucho de gas lacrimógeno, lo mismo que le ocurrió a unos siete integrantes de las comunidades que andaban a caballo.

Según el recuento de las agrupaciones, las personas alcanzadas por balas de goma fueron una decena; algunos en el torso, otros en la espalda y los menos en los glúteos. No hubo enfrentamiento. Según los distintos testimonios, cuando comenzaron a caer los gases lacrimógenos "empezamos a correr, porque no se podía respirar. Algunos llevaban a los chicos en los brazos para que no les pasara nada y pudieran escapar más rápido, pero entonces comenzaron a disparar balas de goma", indicaron.

Los indígenas presentan su propio informe ambiental

NEUQUEN-CENTENARIO (AN-ACE).- Las comunidades mapuches de Loma de La Lata, Paynemil y Kaxipayiñ, presentarán hoy en la Universidad del Comahue un informe sobre contaminación que elaboró la consultora de origen alemán Umweltschutz North. El abogado de los indígenas, Mariano Mansilla, dijo que estudio realizado por la consultora, que se especializa en tareas de remediación, "dio vuelta" a Loma de La Lata. A lo largo de varios meses se tomaron muestras de sangre, pelos, uñas y orina de cada uno de los 140 integrantes de las comunidades. También, se tomaron muestras de agua, tierra y aire, y de la sangre y la carne de los animales.

"Los resultados son reveladores del estado en que están los mapuches", dijo Mansilla. El estudio confronta con una evaluación del impacto económico ambiental de las comunidades de Loma de La Lata que, contratada por Repsol-YPF, realizó la Fundación de Investigaciones Económicas Latinoamericanas (FIEL). Como ya publicó "Río Negro", para FIEL la mayoría de los daños sobre el suelo mapuche fue remedada y el impacto se valúa por debajo de los 150.000 pesos que la empresa anticipó. Estos resultados no tienen nada que ver con los que esgrimen los mapuches.

Luego de la represión de la víspera, los mapuches recibieron múltiples manifestaciones de apoyo por parte de los gremios estatales que hoy al mediodía confluirían en las oficinas que la empresa tiene en la calle Talero de esta ciudad. El secretario general de ATE Julio Fuentes, cargó contra el gobierno provincial. "Repsol-YPF no respeta a nadie, ni a mapuches ni criollos. La empresa sigue abusando con la complicidad de los gobernantes que en una situación de ilegalidad, facilitan a la empresa la represión para cargar contra las comunidades mapuche", disparó. La comisión directiva del gremio de los docentes neuquinos ATEN suspendió ayer un plenario de secretario generales que se realizaba en Neuquén. Desde allí los dirigentes fueron hasta las puertas de la comisaría Quinta de Centenario a reclamar la liberación de los lonkos.

Cinco minutos después de la llegada de los dirigentes gremiales, estudiantes de cuarto a séptimo grado de la escuela primaria 109 de Centenario -cuyo edificio está ubicado frente a la comisaría- dejaron las aulas para charlar con los niños de la comunidad e interiorizarse sobre qué había pasado en Loma de La Lata.

El desalojo fue ordenado por la Jefatura

NEUQUEN (AN).- El jefe de la Policía de Neuquén, Juan Carlos Lezcano, asumió haber ordenado la represión contra los mapuches en Loma de La Lata. "Para impedir cualquier ilícito que se pudiera cometer se decidió el desalojo".
El jefe policial dijo que el grupo antimotines y personal de refuerzo llegado desde Centenario intervino "ante la manifiesta actitud de impedir los trabajos" por parte los integrantes de las comunidades mapuches Kaxipayiñ y Paynemil. Lezcano comentó que el lunes hubo una intimación para el desalojo de los accesos a las plantas Mega y Turboexpander que quedó sin efecto cuando los mapuches se retiraron. No obstante, en virtud de ese cuadro de situación "esta mañana (por ayer) decidimos enviar personal para impedir cualquier ilícito que se pudiera cometer".

El jefe policial dijo que los lonkos Gabriel Cherqui y Elba Méndez Paynemil "fueron demorados tras la negativa a retirarse del lugar y resistirse a la advertencia" policial.

"Estas personas fueron trasladadas a la unidad de Centenario y puestas a disposición del juez federal", agregó Lezcano quien enseguida admitió que el magistrado Guillermo Labate no intervino en este hecho. Por eso, sin mayores trámites, ambos fueron liberados durante las primeras horas de ayer a la tarde.

Lezcano recordó que (desde hace cinco meses) sobre Loma de la Lata pesa una advertencia de la jueza Margarita Gudiño de Argüelles que le ordenó a los integrantes de las dos comunidades mapuches que "se abstengan" de impedir trabajos en los yacimientos de Repsol-YPF.

Paran y se movilizan los estatales frente a YPF

NEUQUEN (AN).- La incertidumbre sobre las finanzas provinciales y ante la posibilidad de recibir una parte de los sueldos en bonos, los empleados públicos y los docentes realizan hoy un paro de 24 horas. La medida de fuerza es acompañada por una movilización y concentración de afiliados frente a las oficinas de Repsol YPF, en protesta por los incidentes ocurridos ayer en el yacimiento Loma de La Lata.

La medida fue dispuesta por la CTA que nuclea a las organizaciones sindicales del Estado. Esto significa que también van a participar judiciales y empleados legislativos. La medida de fuerza incluye una movilización que comenzará con una concentración a las 11 en el monumento al general San Martín. Desde allí, los estatales marcharán hacia las oficinas de la compañía petrolera española. El gobierno de Jorge Sobisch dijo que puede pagar los sueldos este mes el 7 y 8 de noviembre. Lo hará con dinero, pero para el próximo mes no hay garantías respecto de cómo se harán efectivos los sueldos.
Las autoridades de la provincia esperan alguna respuesta de parte del gobierno nacional al reclamo de las deudas que representan 217 millones de pesos, sumando los fondos de coparticipación, el dinero del fondo fiduciario para cancelar los vencimientos con los bancos, entre otras deudas.