martes 13 de marzo de 2001

En Ralco trabajan mil 400 personas
Endesa entregó posta para
pehuenches en Los Junquillos

La central Hidroeléctrica Ralco se encuentra en su momento más alto en la contratación de mano de obra que alcanza a las mil 400 personas, de los cuales 230 son trabajadores pehuenches, indicó ayer en Santa Bárbara el gerente general de Endesa, Héctor López. El ejecutivo participó de la inauguración de una posta construida con aportes de la compañía en el sector rural de Los Junquillos, 15 kilómetros al interior de la comuna de Santa Bárbara.

En este lugar, se encuentran 33 familias relocalizadas por la empresa, quienes se verán beneficiadas con la atención de este centro de salud que contará, además, con un equipo odontológico.

El ejecutivo dijo que ya hay 66 familias relocalizadas, 33 en El Huachi y 33 en el fundo el Barco. A ello se suman, dos familias relocalizadas en sectores cercanos al embalse y otras 16 que también se mantienen en lugares aledaños no afectados. Aclaró que son siete las familias que realmente mantienen una postura opositora y no ocho como se ha informado. Dijo que Endesa ha cumplido más allá de los compromisos contraídos, que si bien no suponen gran costo adicional para la compañía, sí se traducen en mejoras sustanciales en la calidad de vida de la gente.

Sobre la insistencia de las familias opositoras al proyecto y los recursos de protección que están en tribunales, el ejecutivo fue categórico en el sentido, de afirmar que hasta ahora ''no ha habido ninguna resolución judicial firme que le haya quitado la razón a los argumentos de Endesa''. Al respecto, aseguró que la empresa ha actuado en todo momento con apego a la legalidad vigente en Chile y será la ley la que entrará a definir la situación de los cementerios.

De cualquier forma, en el caso del cementerio indígena de Quepuca Estadio, que habría sido removido por los trabajos de la construcción de la central, indicó que en el proyecto se tiene información de 12 cementerios en el Alto Biobío, algunos efectivamente corren peligro de que queden sepultados bajo el embalse, sin embargo, estos están en desuso hace más de 70 años.

Aseguró que de acuerdo a un informe preliminar del arqueólogo contratado por la empresa, el cementerio de Quepuca Estadio está claramente delimitado y analizado por las autoridades medioambientales.


©2000 todos los derechos reservados para Diario del Sur S.A.