Proyecto de Documentación Ñuke Mapu
URL:http://www.soc.uu.se/mapuche
El Mercurio Electrónico
Santiago de Chile, Domingo 1 de Agosto de 1999

CONTENDRÁ PROPUESTA DEL GOBIERNO:
Infraestructura y Respeto Cultural para Mapuches

Respuestas a demandas de esa etnia serán informadas la próxima semana por Presidente Frei en reunión con mil lonkos. Se contempla focalizar y añadir fondos para planes que serán ejecutados en tres años.
 

Un énfasis en los aspectos de infraestructura y desarrollo productivo, como también en el cultural y la no discriminación, son algunos de los ejes centrales que contendrá la denominada solución a las demandas emergentes del pueblo mapuche y el pacto ciudadano que el Gobierno suscribirá el próximo jueves.

La materialización de una propuesta global para enfrentar la problemática que afecta a esta etnia espera constituirse en la principal iniciativa desarrollada por la actual administración sobre el tema, y en parte importante fue gatillada por los conflictos y reivindicaciones que algunas organizaciones mapuches han llevado adelante en el último tiempo.

Por esto la idea de las autoridades apunta a otorgarle la mayor relevancia y realce a la presentación de estas propuestas, que el propio Presidente Eduardo Frei dará a conocer al país en un acto que se realizará en La Moneda.

Se espera ese día contar con la presencia de unos mil dirigentes (lonkos) de comunidades mapuches de la zona sur, como también personalidades de diversos ámbitos del quehacer nacional.

En términos generales, los programas que se diseñarán para cada una de las cinco áreas de demandas están considerados para ser ejecutados en un plazo de tres años contando éste (entonces, hasta el 2001).

Aunque por ahora no se ha precisado el monto de los recursos involucrados, el trabajo de los distintos servicios públicos ha sido seleccionar dentro de sus programas los asociados con las demandas. Mientras en algunos casos se focalizarán ciertos fondos, en otros se consideran aportes presupuestarios adicionales.

El acto del día 5 es para el Gobierno la fase cúlmine de un proceso de interacción con las comunidades desarrollado durante los tres últimos meses, encabezado fundamentalmente por el Ministerio de Planificación (Mideplan).

El titular de esta cartera, Germán Quintana, fue comisionado especialmente para llevar adelante un proceso que permitiera entregar una respuesta global a la temática. Esto porque al interior del propio Gobierno existían actitudes erráticas y contrapuestas, pues no había una definición clara para afrontarlo como un problema social o de seguridad.

Esta indefinición fue ocasionada en su momento por las diversas acciones de violencia, "tomas" y recuperaciones de tierra que durante los primeros meses de este año materializaron algunas organizaciones mapuches, principalmente la Coordinadora de Comunidades en Conflicto Arauco-Malleco y, posteriormente, el Consejo de Todas las Tierras.

En este contexto surgió la iniciativa para efectuar un diálogo directo con las comunidades - con el propósito de conocer por su propia boca las necesidades reales que tiene- , en lo que se denominó como "Diálogos Comunales".

En esta etapa se efectuaron cerca de 32 diálogos que abarcaron las regiones VIII, IX y X, lo que según el ministro Quintana implicó en la práctica hablar con los representantes de más de mil comunidades (en total existen unas 1.800).

Por ello parte importante de lo que Frei dará a conocer se referirá a respuestas específicas a las demandas recogidas por esta vía.

Sin embargo, también se recogerán planteamientos esbozados por el denominado Grupo de Trabajo sobre el tema indígena, instancia ideada por el Gobierno en un intento por efectuar un análisis más de fondo sobre la situación global de las distintas etnias y de la institucionalidad en la materia.

CINCO AMBITOS ENCIERRAN DEMANDAS

Los diálogos efectuados sirvieron para detectar las principales demandas de estas comunidades, dentro de las cuales el titular de Mideplan explicó que hay cinco que son las más recurrentes.

Pese a que siempre a la hora de enumerar las reivindicaciones se pone el tema de la tierra como el más relevante, Quintana explicó que se detectó que para las comunidades la infraestructura y los servicios están en primer lugar.

"Es decir, solicitudes e inversiones para mejoramiento de caminos y puentes, agua potable y electrificación rural, mejoramiento de la vivienda y de las instalaciones de salud y educación".

Un segundo tipo de demanda es el ámbito económico-productivo.

En esa área se habla derechamente de introducir elementos de fomento productivo, y también una suerte de componente que favorezca la capacitación.

Esto apunta a las tecnologías que significan mejorar su calidad agrícola, y también la recuperación ambiental de los suelos.

"Hay una cantidad importante de comunidades que realizan su labor agrícola en suelos de muy baja calidad y, por tanto, se requiere de un esfuerzo especial para lograr una adecuada productividad", añadió.

Otra demanda que, según Quintana, apareció es la de tipo socio-política, que responde principalmente a aquellas organizaciones que tienen un nivel de formación política más fuerte.

Aquí se expresan fuertemente la necesidad de reconocimiento del Estado y la sociedad de los pueblos indígenas, como también la urgencia de establecer políticas específicas de discriminación positiva que las favorezcan.

Otras demandas corresponden al tema de las tierras.

"En esto hay dos componentes. Por un lado, el de aquellas comunidades que plantean la recuperación , y la segunda - que diría que es el caso más frecuente- el de aquellas comunidades que plantean una ampliación de las tierras que hoy poseen dada su baja productividad", sostuvo.

Un aspecto importante aquí es que existiría una cuantificación específica sobre el tema tierras, sabiendo exactamente las necesidades de las comunidades.

Por último, se encuentran las que apuntan al aspecto cultural.

En parte esto pasaría por el fortalecimiento del uso de la lengua mapuche - mapudungún- , incorporándola adecuadamente en las escuelas y textos escolares.

A ello se sumaría el relevamiento de la labor de la machi, desde su perspectiva medicinal y de su importancia religiosa.

Ante esta radiografía, Quintana fue enfático. "Nadie puede tener en este momento un catastro mejor y más detallado que nosotros. A mi juicio es el mejor que hemos tenido durante toda la República", indicó.

Su bien reconoció que estas grandes áreas de demandas podrían haberse percibido a priori, enfatizó que la diferencia es que ahora se cuenta con una cuantificacion, jerarquización y detalle desconocido.

RESPETO DE MAPUCHES ES ELEMENTO CLAVE

Más allá de este detalle, el secretario de Estado enfatizó que esta respuesta no contemplará sólo aspectos de recursos y plazos involucrados, sino que por sobre todo el tema del respeto.

"Por eso el Presidente quiere que ese día los lonkos estén al mismo nivel de lo que se hace con un mandatario que es recibido en La Moneda, y se la da una bienvenida oficial", contó.

Para Quintana, parte importante del aprendizaje derivado de este proceso es lo fundamental que resulta el mejoramiento de la convivencia por la vía de establecer una relación de igual a igual con los pueblos indígenas.

En esta línea, la idea es que ese día representantes de diversos sectores de la sociedad chilena suscriban un pacto de respeto ciudadano, que apunte a garantizar el diálogo como mecanismo para conversar y solucionar demandas, problemas y diferencias.

"Pretendemos que todos los actores se comprometan a no tener un trato discriminatorio, sino que sea igualitario, solidario y con dignidad", dijo.

El énfasis en este punto se debe a que durante los mencionados diálogos aparecieron variados testimonios dando cuenta del mal trato recibido por los mapuches, tanto del Estado como de los privados. En el caso de las ciudades, por ejemplo, este factor aflora fundamentalmente en el ámbito laboral y educacional.

Para esto se apoyarán en una campaña comunicacional centrada en el tema de la discriminación, que en parte pretende orientar a la ciudadanía sobre formas de actuar sin discriminar.

Por ello se encargará la ejecución de un sondeo - tanto entre las comunidades como en la ciudadanía- , con el fin de percibir cuáles son las fuentes más recurrentes de discriminación.

PENDIENTE SOLUCION A PROBLEMAS URBANOS

Si bien es cierto que con esta propuesta las autoridades concentrarán sus esfuerzos en atacar las falencias de las comunidades mapuches que viven en sectores rurales, no contempla acciones para quienes viven en las ciudades.

Este no es un tema menor, si se estima que del cerca de un millón de mapuches que hay en el país más de 40 % vive en zonas urbanas, concentrados en ciudades como Santiago, Temuco y Concepción.

Quintana manifestó que este segmento esperan trabajarlo posteriormente durante este mes, para lo cual se realizarán cuatro encuentros en Santiago que luego concluirán en un seminario.

"Nos parecía importante estar rápidamente en condiciones de resolver las situaciones más acuciantes en el ámbito rural, que son los que están pidiendo respuesta más rápida", indicó.

Esto último en parte se verá favorecido por la existencia de un año relativamente normal de lluvias en las regiones de la zona sur, lo cual a juicio de Quintana facilitará el apoyo al reinicio de las actividades agrícolas.
 
 


Términos y condiciones de la información