Santiago de Chile, Miércoles 27 de Septiembre de 2000
Recrean Hábitat Aborigen

En mitad de la pampa austral se construye en forma fidedigna el escenario natural en que habitaron los Aonikenk (tehuelches) y Kawesqar (alacalufes).
 

Por Rolando Martínez

Será un gran museo al aire libre. Pretende, mediante un viaje interactivo, descubrir cómo era la vida en la Patagonia antes que llegara el hombre occidental. El Parque Etnico y Botánico proyectado para instalarse en las cercanías de Puerto Natales, en plena pampa austral, invitará a descubrir la vida de los grupos indígenas que habitaron la zona, que hoy prácticamente han desaparecido.

El gestor de esta idea, el oceanógrafo y biólogo marino Sergio Andrade, señala que dicha ubicación que tendrá el parque obedece a la ligazón zonal con el flujo turístico generado por el Parque Nacional Torres del Paine, ubicado a 118 kilómetros de distancia. De esta forma, se convierte en una alternativa adicional para conocimiento de los visitantes.

La idea es mostrarlo todo y de una sola vez, tras un recorrido que durará una hora y media, donde el visitante podrá visualizar el entorno natural de especies arbóreas y arbustivas, trasplantadas con éxito a este nuevo reservorio, a la vez que será posible contactarse con el pasado indígena, en lo que será una iniciativa única en su tipo en la zona austral chileno-argentina.

RECORRIDO POR EL PASADO

Esta reserva contará con las 12 especies regionales de árboles nativos, 19 de los casi 100 arbustos autóctonos, dos lagunas con vegetación acuática de juncos y muestras de flores nativas.

Las diversas especies vegetales dispondrán de textos explicativos en inglés y español. En medio de ellas, dos aldeas indígenas: una de los Aonikenk o tehuelches del sur, habitantes de la estepa y la otra de los Kawesqar o alacalufes, canoeros nómades de los canales.

Su ubicación otorgará un carácter especial a esta recreación, por cuanto la estepa de coironales (donde estará situada) corresponde exactamente al lugar que utilizaron como punto de encuentro para sus transacciones comerciales ambos grupos étnicos.

Los tehuelches aportaban sus puntas de flechas labradas en piedra y la carne y piel de guanacos. En tanto, los alacalufes comercializaban mediante trueque sus pieles de lobos marinos y cordajes tejidos de plantas trepadoras canaleras.

La reconstrucción de la ruca alacalufe y el toldo tehuelche facilitarán al visitante su viaje al pasado. En su interior se ilustrará la forma con que estos pueblos obtenían fuego, la confección de sus alimentos y del vestuario, la crianza de sus hijos y, en general, la vida cotidiana de estos antiguos pobladores de las tierras patagónicas. Todo recreado en tamaño natural, con maniquíes semejando a los indígenas.

Será posible de esta forma el contacto con una forma de vida ya casi perdida en el tiempo, inmersa en un paisaje pampino bajo duras condiciones climáticas. El viento, el frío y la lluvia formaron parte de sus propias vidas.

El campamento tehuelche, con cinco toldos o kai, recreará la actividad del curtido de cueros, el cuidado del fuego, la confección de los alimentos y la caza del guanaco con boleadoras. En el sector alacalufe se apreciará el desarrollo de ciertas aptitudes artísticas en una familia conformada por una pareja, dos niños y un abuelo, además de otros personajes en tareas domésticas. Junto a ellos dos canoas, una hecha de corteza y otra de tronco ahuecado.

Asimismo, el recorrido proporcionará una visión del estado actual de estas etnias, de las que sólo perdura una veintena escasa de descendientes directos de alacalufes en territorio chileno, y una pequeña colonia de descendientes tehuelches en la localidad argentina de Esperanza (Santa Cruz). Un grupo de estos últimos ha asesorado al autor del proyecto en la reconstitución de sus antiguos dominios. Un especial cuidado se brindará a la conservación del entorno del parque étnico, evitando a toda costa cualquier tipo de desperdicio. Nada debe relacionarlo con el presente, de modo de no romper la magia del pasado.

En octubre o noviembre próximos, este parque podría estar abierto al público. A la fecha existe un 90 % de avance, incluyendo servicios básicos de electricidad, gas, teléfono e instalaciones administrativas. Se habilitará también un área de juegos infantiles y picnic. Todo con materiales autóctonos y la asesoría de descendientes de ambas etnias, cuidando su cultura y tradiciones.

No se ha querido dejar nada al azar. No por nada se ha recopilado durante dos años todo tipo de información acerca de estos pueblos autóctonos. Ello, mediante la recolección de piezas y antecedentes en ciudades y villorrios del sur argentino y en las cuatro provincias de la Región de Magallanes, siempre con la asesoría de botánicos, antropólogos y arqueólogos.

Aonikenk

Los Aonikenk o Tehuelches del Sur, distribuidos desde el río Santa Cruz y el lago Argentino, por el norte, hasta el lado oriental del Estrecho de Magallanes, se mostraban amistosos y cuidadosos en sus dietas. El primer contacto entre uno de estos indígenas pedestres de la Patagonia con foráneos que pasaban por la zona ocurrió en 1526 en la costa de Posesión en el Estrecho de Magallanes. Este hecho resalta en la investigación sobre esta etnia efectuada por el arqueólogo Alfredo Prieto.

La sociedad de los Tehuelches era encabezada por el hombre, quien podía tener dos o tres esposas a la vez. Su población se estimó en casi 3 mil individuos en la época prehispánica. En su dieta alimenticia consumían carne de animales mayores y menores, toda clase de aves, hierbas, mariscos y cetáceos muertos.

Tenían una especial sensibilidad por la música, especialmente reflejada en el canto. Había una expresión para cada momento y estado de ánimo.

Sus fogatas eran pequeñas e imprescindibles para cocinar más que para obtener calor. Obtenían el fuego con pasto seco que se encendía con chispas al golpear dos piedras de pedernal. A través del fuego se comunicaban de un campamento a otro y para ello quemaban mata negra, por su resina, que generaba un negro y denso humo.

En Internet

Descripción de Puerto Natales
http://www.chileaustral.com/pnatales/
Atractivos de Puerto Natales
http://www.chileanpatagonia.com/
natales/portada.html
Parque Botánico de Nueva York
http://www.nybg.org/


©2000 Empresa El Mercurio S.A.P