Proyecto de Documentación Ñuke Mapu
URL:http://www.soc.uu.se/mapuche
El Mercurio Electrónico
Santiago de Chile, Viernes 28 de Julio de 2000
PERO SE MANTIENEN DIFERENCIAS:
Concertación Da por Cerrada Negociaciones

Ricardo Núñez y Guido Girardi indicaron que sólo quedan algunos detalles menores y marginales.
 

Los dirigentes de la Concertación dieron anoche por cerrada la negociación municipal, en los instantes en que aún los negociadores no terminaban de despejar algunas comunas pendientes y mientras se mantenían diferencias entre la DC y el PPD por algunas alcaldías, no obstante los esfuerzos hechos por las autoridades de gobierno para dirimir la controversia.

El coordinador de la comisión municipal, diputado Guido Girardi, y el presidente del PS, senador Ricardo Núñez, aseguraron que estaba concluido el 99 por ciento de las comunas e indicaron que sólo quedan algunos detalles menores y marginales que esperaban superarse, ya que existía el mejor ánimo entre los partidos.

Anunciaron que hoy darán a conocer los términos del acuerdo y el número de comunas donde se priorizaron alcaldes y la cantidad de concejales que corresponde a cada partido, aunque con anterioridad se dijo que a la DC le correspondieron 700, al PS 460, al PPD igual cantidad, al PRSD 300 y a los liberales cerca de 30.

El diputado Girardi sobre el caso específico del alcalde de Viña del Mar, Rodrigo González, afirmó que "nosotros vamos a ser respetuosos de lo que digan los tribunales y yo, en lo personal, seré respetuoso de lo que decida el Tribunal Electoral Nacional" y si se ratifica el fallo del Tricel regional habrá que revisar la postulación de González.

Agregó que cree que este edil está en ese mismo predicamento. "Si se confirma el fallo, yo creo que el mismo Rodrigo González ha tomado la decisión de renunciar".

Núñez ratificó, a su vez, que son pocas las comunas en que existen problemas y no dudó que ellas se resolverán en la comisión municipal.

UNA LARGA NEGOCIACIÓN

La actitud del ministro del Interior, José Miguel Insulza, de soslayar su participación y su rol ordenador en la negociación municipal, la pugna entre el Partido por la Democracia y la Democracia Cristiana, y la incertidumbre si se mantendrá o no la postulación de Rodrigo González como alcalde de Viña del Mar, fueron los aspectos más relevantes de esta larga negociación, que ayer se esperaba finiquitar de una vez por todas.

Pero otro hecho político se sumó a los anteriores y ello es que el Partido Comunista acordó no llevar postulante a concejal en la comuna de Tirúa a petición del candidato a alcalde del Partido Socialista, Adolfo Millabur, quien es el único edil mapuche del país.

Gonzalo Scorza, encargado electoral del PC, informó ayer que el apoyo electoral de su partido fue solicitado por el abanderado socialista, quien es candidato privilegiado o priorizado de la Concertación en Tirúa.

A los comunistas les faltan candidatos en noventa comunas porque no existen interesados y además acordaron postular a Marisol Prado como candidata a alcaldesa priorizada en la comuna de Santiago.

El PPD, en tanto, corroboró que repostula en las comunas de Canela y Punitaqui a sus actuales alcaldes, quienes son ex militantes comunistas. Sin embargo, el PC levantó candidato en Canela con el propósito de competir con la coalición. Esta es una de las pocas comunas donde este partido tiene votos.

ROL ORDENADOR

Si bien el titular del Interior eludió referirse al rol ordenador cumplido en la negociación municipal indicando que son los dirigentes políticos los llamados a hacer declaraciones, accedió a dar una opinión sobre la negociación, destacando las coincidencias para nominar alcaldes en 320 comunas, todos ellos priorizados.

Por primera vez, en estos diez años de la coalición el ministro del Interior ha participado activamente en la negociación municipal a tal punto que la comisión municipal cambió su escenario de reuniones - que era la sede de la Concertación (calles París con Londres)- al Ministerio de Interior, en el Palacio de la Moneda.

La intervención de Insulza tiene varias explicaciones y una es que con ello el Gobierno quiere demostrar el valor que asigna a la elección municipal no sólo por la cantidad de alcaldes y concejales que obtenga la coalición, sino porque será esa la primera medición electoral del Presidente Lagos tras asumir su mandato en marzo pasado.

Empero, en el conglomerado se preguntan si es bueno o no que el Gobierno se involucre tan abiertamente en la negociación y en el resultado de esos comicios. Porque si no se cumplen las expectativas del oficialismo, el evento puede constituirse en un revés electoral para el Ejecutivo a sólo siete meses de gobierno.



Términos y condiciones de la información