Proyecto de Documentación Ñuke Mapu
URL:http://www.soc.uu.se/mapuche


 
Domingo 15 de Agosto de 1999
Tras una respuesta al conflicto indígena
Gobierno busca sembrar el
concepto de etno-desarrollo

La implementación de 51 mil millones de pesos en programas sociales en las llamadas Areas de Desarrollo Indígena es la apuesta de las autoridades.

Por Cristián Sandoval Cabezas.

Alejadas de las zonas de conflicto mapuche, concentradas principalmente en la Novena Región, las autoridades de la Corporación Nacional de Desarrollo Indígena (Conadi) y del Ministerio de Planificación y Cooperación (Mideplán) eligieron a Concepción como lugar para explicar este jueves y viernes las herramientas de gobierno para enfrentar el tema indígena.

Se trata de la iniciativa de promover y consolidar las Areas de Desarrollo Indígena (ADI) en el país, con inversiones que superan los 51 mil millones de pesos.

Así se dedujo del reciente seminario "Areas de Desarrollo Indígena: Una tarea pendiente" realizado en Concepción, en el cual funcionarios de organismos estatales, académicos y comunidades mapuches concluyeron que la importancia de las ADI radica en que son espacios significativos de recuperación y fortalecimiento de la identidad de los pueblos indígenas.

"Las ADI permiten promover cambios culturales productivos indígenas esenciales: La innovación y creación de estrategias económicas que sean positivas, a fin de promover espacios para crear y fomentar la interculturalidad", dijo el director nacional de la Conadi, Rodrigo González.

Pero ¿Qué son las ADI? ¿Por qué se anuncian 51 mil millones de pesos, de los cuales 6 mil millones van para el Alto Biobío? ¿Es real el interés del gobierno por desarrollar estos espacios, en momentos en que el país atraviesa serios problemas de cesantía -más de 500 mil desempleados-, un delicado paro portuario y aumento de la delincuencia, entre otros hechos? Tanto autoridades como algunos representantes mapuches, dicen que sí. "Si podemos lograr el desarrollo de los espacios indígenas", afirmó González.

Las Areas de Desarrollo Indígena (ADI) están definidas en la Ley 19.253 como espacios territoriales en que los organismos de la administración del Estado focalizan su acción en beneficio del desarrollo armónico de los indígenas y sus comunidades.

Desde 1997 se han demarcado tres zonas. En San Pedro de Atacama, entre la cuenca del Salar y el Altiplano Andino, que presenta una alta densidad de población indígena con más de 2 mil 500 atacameños. En el Lago Budi, Novena Región, existen 19 mil hectáreas, donde residen 91 comunidades que agrupan a más de 6 mil 245 mapuches. Y en el Alto Biobío, espacios naturales entre la Cordillera y sectores aledaños al río Biobío.

Los objetivos de las ADI son: Asegurar infraestructura básica, entrega de herramientas e instrumentos de políticas públicas y canalizar iniciativas destinadas al mejoramiento de ingresos familiares.

En términos globales, los desafíos de las ADI se definen también en el respeto y valoración por las culturas y pueblos originarios que habitan el país, en darle contenido y proyección al concepto de etno-desarrollo y desarrollo con identidad (control de recursos y toma decisiones por parte de los indígenas).

La autosustentabilidad es otro de los caminos que comprometió el gobierno con los indígenas. "Eso es lo que se pretende hacer en el sector de Lleu-Lleu, futura Area de Desarrollo Indígena que se declarará como tal por el Presidente Frei y en el cual esperamos que los mismos mapuches impulsen proyectos turísticos", señaló la directora regional de la Conadi, Teresa Veloso.

Resumiendo, y apartando los reciente hechos de violencia registrados especialmente en la Novena Región, tanto el gobierno como las comunidades étnicas tienen como objetivos el desarrollar capacidades de gestión asociativa-productiva en las áreas, aumentar la inversión productiva local a través de recursos humanos, materiales y financieros de pequeños productores y terceros, a través del financimiento de proyectos locales, entre otros.

Principales anuncios de Frei

Estos son los principales anuncios destacados por el Presidente Frei en respuesta a las demandas emergentes de las comunidades indígenas del país:

1. Reprogramación y condonación de deudas de personas indígenas de las regiones Octava, Novena y Décima, destinada a favorecer especialmente a poblaciones de escasos recursos endeudada con el Instituto Nacional de Desarrollo Agropecuario (Indap).

2. A los morosos con deudas hasta 300 mil pesos se les bonificará hasta 150 mil pesos. Los créditos superiores a 300 mil se podrán acoger a esta medida en negociación caso a caso.

3. Concurso especial de riego para comunidades por 1.700 millones de pesos.

4. Subsidio especial para matrimonios jóvenes mapuches en materia de ampliación de tierras por 3 mil 200 millones de pesos.

5. Programación habitacional Especial para comunidades indígenas: Construcción de 600 viviendas nuevas y mejoramiento de 400 viviendas mapuches.

6. Construcción de 800 kilómetros de red vial de caminos vecinales de comunidades mapuches de las regiones Octava, Novena y Décima al año 2002.

7. Programa especial de agua potable rural para comunidades indígenas.

8. Concurso especial del Fondo de Infraestructura Educacional para el 2000 y 2001 que beneficará a 50 establecimientos de comunas de alta población idígena por 5 mil millones de pesos.

 

©1998 todos los derechos reservados para Diario del Sur S.A.