lunes 21 de agosto de 2000
Ante reclamos de pehuenches
Lagos exige que Endesa cumpla
sus acuerdos en Alto Biobío Una sorpresiva visita al Fundo El Barco en Alto Biobío, donde residen unas 30 familias de pehuenches que han permutado tierras con Endesa para la construcción de la central hidroeléctrica Ralco, realizó ayer el Presidente de la República, Ricardo Lagos, para comprobar que se estén cumpliendo los acuerdos de la empresa para concretar los traslados.

En terreno, el mandatario escuchó los reclamos de los vecinos, quienes alegaron falta de trabajo, incumplimiento de algunos acuerdos monetarios con la empresa, así como retraso en las labores de adecuación de los nuevos terrenos, entre ellos el empastado para contar con alimento para su animales.

''Existe una serie de compromisos ya cumplidos, pero falta por hacer'', dijo Lagos, agregando que adoptará personalmente la tarea de gestionar el cumplimiento íntegro de las permutas. ''Los compromisos que se hacen con el gobierno de Chile, el gobierno los hace cumplir'', señaló.

En ese sentido, instruyó que tanto la gobernadora provincial, el intendente regional como el subsecretario de la Presidencia -quien estuvo varios días en la zona- se encarguen de exigir el cumplimiento de los contratos, de acuerdo a las demandas de las comunidades, así como la entrega de la ayuda que requieran.

Posteriormente, Lagos se trasladó hasta las viviendas de las hermanas Berta y Nicolasa Quintremán, a quienes ''devolvió'' la visita que ellas le realizaron a La Moneda. Escuchó y dijo comprender su posición de no transar con los terrenos que pertenecieron a sus antepasados, y les recordó que ''ustedes son tan importantes como la Endesa''.


©2000 todos los derechos reservados para Diario del Sur S.A.