Centro de Documentación Mapuche Documentation Center

Domingo 11 de enero de 2004

Grupo de 10 pehuenches del Alto Biobío trabajará esta temporada para la entidad

Conaf crea primera brigada forestal indígena del país

La tarea de los combatientes será detectar y apagar el fuego, a la espera de la llegada de refuerzos que desde Los Angeles tardan, al menos, cuatro horas en acceder a la Reserva Nacional Ralco.

Fabián Alvarez

La primera brigada indígena de la Corporación Nacional Forestal (Conaf) del país se inaugurará a mediados de la próxima semana en el Alto Biobío, con el fin de prevenir y combatir siniestros forestales en la Reserva Nacional Ralco.

Aunque era ampliamente anhelada por la comunidad del cajón del río Biobío, su concreción sólo se vio acelerada para esta temporada, a raíz de los incendios que en febrero de 2002 consumieron cinco mil hectáreas de terrenos en un mes, incluidas cientos de araucarias.

El grupo contratado por la Conaf está compuesto por 10 pehuenches de edades que promedian los 28 años. Todos debieron sortear rigurosos procesos de selección para obtener uno de los cupos que fueron altamente demandados. Ya escogidos, cumplieron cinco días de capacitación en áreas de prevención, combate de incendios y seguridad laboral, entre otros temas.

El jefe de brigada, Antonio Calpán Purrán (22 años) efectuó, además, una capacitación de dos semanas junto con las brigadas ya en operación en otras zonas de la región. Si bien técnicamente no cuentan con una instrucción acabada, la labor de los combatientes pehuenches estará orientada a la detección de focos y ataque inicial del incendio. Esto, con el fin de prevenir la propagación de las llamas, en una zona que geográficamente presenta grandes complicaciones.

Esta misión la realizarán a la espera de mayores recursos, ya que por la lejanía del lugar las brigadas que se despachan desde Los Angeles se tardan, al menos, cuatro horas en acceder a la Reserva Nacional Ralco.

El jefe provincial Biobío de la Conaf, Héctor Soto Ortiz, señaló que "a eso hay que sumarle el tiempo que demoran en llegar al lugar exacto del incendio, por lo que el beneficio de tener una brigada de primer ataque es un gran avance. A ello se suma el conocimiento acabado que tienen de la zona, lo que les permitirá descubir vías de acceso más rápidas para ciertos sectores", explicó.

Otra de las labores que este grupo desarrollará será la prevención a la población, apoyar en la construcción de cortafuegos donde exista peligro para las viviendas y enseñar a la gente a hacer una quema controlada.

La brigada pehuenche será montada, contará con las herramientas manuales (rozones, palas, hachas, entre otras), sus efectivos deberán cumplir con 44 horas de trabajo a la semana, vestirán el uniforme institucional y su base estará en la casa-oficina de guardaparque de la Reserva Nacional Ralco.

Endesa, asimismo, entregará recursos para apoyar logísticamente con insumos.

 


Este sitio es parte de la red Terra Networks Chile S.A.
Derechos reservados COPESA