Centro de Documentación Mapuche Documentation Center

Concepción, Chile, jueves 22 de febrero de 2007

Líder del movimiento, Héctor Llaitul, fue detenido armado en la plaza Acevedo de Concepción

Duro golpe a la Coordinadora Arauco-Malleco

  • El segundo hombre de la polémica organización indígena portaba una pistola Taurus y 63 balas.Hoy pasará a audiencia de control de detención.
  • Será trasladado a Nueva Imperial por una orden de detención pendiente por incendio y porte de arma.Al ser interrogado, guardó silencio.

 

Llaitul aún no ha cumplido su condena de 541 días de cárcel por el atentado ala quema de la hacienda Lleu Lleu, dictada por la Corte de Apelaciones de Concepción. En esa oportunidad, se le aplicó la ley de Seguridad Interior del Estado. También es requerido por maltrato de obra a Carabineros, en Lebu y la quema de camiones, en Cañete.

Por C. Abello y F. Alvarez.
     
     Caminando tranquilamente por la plaza Acevedo de Concepción, con una pistola Taurus nueve milímetros y 63 balas en su poder fue detenido Héctor Llaitul Carillanca, sindicado como el segundo hombre de la Coordinadora Arauco Malleco. A las 13 horas de ayer, un simple control policial de rutina realizado por detectives de la Brigada Investigadora de Robos acabó con la libertad del emblemático dirigente mapuche, quien llevaba más de dos años prófugo de la justicia.
     Desde 2000, Llaitul alternaba su vida entre la cárcel y la clandestinidad.
     “Se detectó a un sujeto con características físicas de alguien prófugo de la justicia.
     Se controló la identidad y no portaba documentos.
     En el registro de sus vestimentas se le encontró el arma y por eso fue trasladado al cuartel, donde se estabeció que era Héctor Llaitul”, dijo el jefe(s) de la Octava Región Policial, subprefecto Marcos Vásquez Meza.
     No opuso resistencia y ayer fue puesto a disposición del fiscal regional (s), Julio Contardo Escobar. Se decidió ponerlo hoy a disposición del juzgado de Garantía para controlar su detención.
     “Aún debemos establecer si el arma que portaba tenía o no encargo por robo, si estaba inscrita.
     Ya se despacharon los peritajes al arma respecto de su procedencia y si está en condiciones de ser utilizada, ya que eso es lo que determina el ilícito frente al cual estamos”, explicó.
     Tras esa audiencia, será trasladado a Nueva Imperial, ya que ésa es la orden de detención más reciente que tiene (ver recuadro). Lo más importante es ponerlo a la brevedad a disposición de los tribunales, por la naturaleza de los delitos que se le imputan, dijo. “En Nueva Imperial es requerido por los delitos de incendio, porte de arma de fuego y receptación”.
     Llaitul quedó detenido en el cuartel de la Policía de Investigaciones. El fiscal señaló que desconocen por qué el dirigente estaba en Concepción y si se planeaba algún atentado en la zona.
     “Eso es información que no manejamos por el momento, pero es materia de investigación.
     El Ministerio Público tiene una investigación troncal en la fiscalía de Cañete y con la detención del imputado “se van a abrir nuevas indagaciones”.
     
     Ordenes de detención
     
      Cuatro órdenes de detención pendientes son las que tiene Héctor Llaitul. La primera es del juzgado de Garantía de Nueva Imperial, por la quema de máquinas forestales en el fundo Las Praderas, de Forestal Mininco, el 25 de diciembre de 2006, en Cholchol, región de la Araucanía. El fuego consumió por completo una torre de madera montada sobre un camión y un trineumático (máquina para acopio de rollizos), propiedad de Forestal Los Laureles que le presta servicios a Mininco. Las pérdidas fueron avaluadas en US$ 230 mil ($120 millones).
     Se le acusa de incendio, porte ilegal de arma de fuego y receptación.
     También es requerido por la Corte de Apelaciones de Concepción, tribunal que lo condenó a 541 días de cárcel por infracción a la Ley de Seguridad Interior del Estado, por uno de los atentados incendiarios de la hacienda Lleu Lleu.
     También tiene otra orden de detención emitida por la Fiscalía Militar de Lebu, tribunal que lo condenó por maltrato de obra a carabinero.
     La cuarta aprehensión pendiente es del Juzgado de Letras de Cañete, tribunal donde se le investigó por homicidio frustrado, tras el ataque incendiario a dos camiones forestales, 15 de abril de 2002, hecho en el cual uno de los conductores, Antonio Boisier Cruces (53), perdió un ojo.
     
     ¿Vínculos con Fpmr?
     
      Uno de los aspectos más llamativos de Héctor Javier Llaitul Carillanca es el presunto vínculo que le ligan con el Frente Patriótico Manuel Rodríguez (Fpmr).
     De ahí su apodo de “Comandante Héctor” y el interés mediático que su figura causó en los tiempos más álgidos del conflicto mapuche en las regiones del Biobío y Araucanía, principalmente.
     Este fundador de la Coordinadora Arauco - Mallleco (CAM) es oriundo de Tirúa y asistente social (estudió en Concepción).
     Es sindicado por la policía como el jefe operativo de la entidad mapuche radicalizada, que busca la restitución de tierras ancestrales mediante la vía violenta.
     Físicamente resaltaba su contextura gruesa, pero atlética, la que perdió con el paso de los años. De hecho, ayer quedó en evidencia un sobrepeso y una apariencia más avejentada para los poco más de 40 años que tiene.
     Ha estado detenido en varias oportunidades por causas relacionadas con incendios o porte ilegal de armas de fuego.
     En una de sus detenciones y desde la cárcel de Lebu, negó cualquier vínculo con la CAM o con el Fpmr, en una de las pocas entrevistas concedidas a un medio de comunicación, a comienzos de esta década.
     
     26 comuneros fueron detenidos en Cañete
     
      A la misma hora en que Llaitul era detenido, Carabineros de la Tercera Comisaría de Cañete detuvieron a 26 comuneros mapuches de la comunidad Caupolicán.
     Los indígenas fueron detenidos en la parcela 15, propiedad del fallecido empresario Carlos Campos Valenzuela, en la localidad de Reputo, comuna de Cañete, donde fueron sorprendidos talando árboles.
     En el procedimiento policial, se les incautaron 14 hachas, cuatro motosierras, herramientas y boleadoras.
     Los 26 comuneros fueron trasladados al cuartel policial donde en horas de la tarde el fiscal Mario Elgueta Salinas decidió que seis mujeres quedaran libres y citadas a la fiscalía porque no fueron sorprendidas participando en los desórdenes. Los otros 20 hombres serán formalizados hoy por daños a la propiedad privada y usurpación de terrenos.
     Entre los detenidos está Patricio Cona, sindicado como uno de los nuevos dirigentes del movimiento mapuche en el sector Lleu Lleu.
     La semana pasada, se registraron dos incidentes en el sector de Tirúa, donde brigadistas y trabajadores forestales fueron amenazados por desconocidos.
     
     Llamó a su esposa
     
     Tras ser detenido, Héctor Llaitul se vio apesumbrado, pero siempre manteniendo su altivez.
     Una vez en el cuartel de la Policía de Investigaciones de Concepción, donde quedó detenido hasta la audiencia de hoy, recibió la comida que se le brindó, pero no quiso prestar declaración ante el fiscal Julio Contardo.
     Sólo pidió saber qué se le imputaba, y de qué tribunales eran las órdenes de aprehensión en su contra (ver nota aparte). Además preguntó hacia dónde lo iban a enviar.
     Luego de eso mantuvo su silencio. El único llamado telefónico que efectuó lo hizo a su esposa.