Centro de Documentación Mapuche Documentation Center

Viernes 5 de octubre de 2007

Rechazo a centrales hidroeléctricas

La oposición ha llegado a tal extremo que ayer un grupo de mapuches les cerró el paso a trabajadores de la empresa extranjera que habían llegado al sector.

austral 071005

Desde que se conoció en el sector de Liquiñe (distante a pocos kilómetros de la zona lacustre de La Araucanía) la noticia que hablaba de las intenciones por parte de la empresa noruega SN Power de instalar una central hidroeléctrica en el lugar, los residentes, empresarios turísticos y comunidades mapuches, de inmediato pusieron la voz de alerta, oponiéndose tajantemente a dichas pretensiones.

mesa de trabajo

Fue así como un grupo de vecinos, liderados por el propietario de las Termas Vergara, Erasmo Vergara, decidieron unirse y conformar la "Mesa Pellaifa Newen", cuyos integrantes se han encargado de recopilar una serie de antecedentes e información que avalen su postura en contra del proyecto hidroeléctrico.

Asimismo, se informó que a fines del pasado mes se llevó a cabo una marcha pacífica en Coñaripe, "en la cual 100 personas del mundo mapuche y no mapuche desfilaron por el pueblo en contra de los mega proyectos que pretende construir en la zona la empresa noruega SN Power". Según se indicó, a esta manifestación asistieron más de tres mil personas, quienes advirtieron que el tema podría crear un serio problema de escalada mayor.

tres centrales

De acuerdo a lo señalado por el grupo de vecinos que se opone al proyecto, éste consistiría en la colocación de tres centrales hidroeléctricas que entrarían en operaciones entre el 2012 y el 2014, y se ubicarían en los sectores de Pellaifa (75 mw), Liquiñe (125 mw) y en Futrono (300 mw).

"Inicialmente han conseguido, a través de la Superintendencia de Electricidad y Combustible una concesión provisoria por dos años para evaluar la factibilidad del proyecto. También cuentan con derechos de aguas superficiales y corrientes de varios ríos y esteros de la zona", se indicó en un documento redactado por la mesa de trabajo creada en la zona.

Por otra parte, también se informa acerca los los perjuicios que traerían consigo los proyectos de SN Power. "Implican una intervención en la cultura del pueblo mapuche en todos sus ámbitos, ya que se violarían los espacios sagrados sin respetar los sentidos religiosos de las comunidades. Por ejemplo, intervención a la montaña con explosivos y detonaciones (se calculan 19 mil detonaciones en total), y abriendo largos túneles a gran profundidad. Para los mapuche la montaña es sagrada, igualmente las aguas y el bosque".

También se agregó que, "aquí es evidente que ni la empresa ni el Estado Chileno han escuchado la voz de los dirigentes mapuches, sobre el tipo de desarrollo que las comunidades quieren establecer y sobre el legado que esperan dejar a las futuras generaciones".

Por Rodrigo Salas