Centro de Documentación Mapuche Documentation Center

Año LXXXVIII - Nro. 31.763 - Jueves 15 de Enero de 2004

Carabineros detuvo a Pascual Pichún

 

 

Tras ser detenido al interior de su vivienda, el lonko Pascual Pichún fue trasladado bajo rigurosas medidas de seguridad hasta la cárcel de Traiguén, donde cumplirá la pena interpuesta por el tribunal. (Foto de Marcelo Larenas.)

 

"Estoy tranquilo...Muy tranquilo y en paz", expresó escuetamente el lonko Pascual Pichún Paillanao, mientras era trasladado bajo rigurosas medidas de seguridad hasta la cárcel de Traiguén, tras ser aprehendido ayer por un reducido contingente policial al interior de su vivienda, en la comunidad Didaico, en los momentos que almorzaba junto a su esposa y sus hijos.

Tras efectuar un "minucioso trabajo de inteligencia", en el que participaron sólo 18 policías, el dirigente indígena -quien era el mapuche más buscado del país junto al lonko Aniceto Norín, aún prófugo- fue detenido a eso de las 12 horas, sin que se registraran heridos ni enfrentamientos con los demás comuneros que presenciaron atónitos el operativo.

Cabe recordar que Pichún y Norín, lonkos de las comunidades de Didaico y Pantano (Traiguén), respectivamente, fueron condenados a cinco años y un día por el delito de amenazas terroristas contra el propietario del fundo Nancahue, el ex ministro de Agricultura, Juan Agustín Figueroa, cuya parte del bosque y su casa patronal fueron quemadas en un atentado registrado en diciembre de 2001.

También están acusados de conductas terroristas en el caso de asociación ilícita que el Ministerio Público instruye en contra de los máximos dirigentes y colaboradores de la radicalizada Coordinadora Arauco-Malleco, a la que responsabilizan de los peores atentados en contra de agricultores y empresas forestales de la zona sur.

 

OPERATIVO

 

Durante el desarrollo de las pesquisas -que se iniciaron tras la orden de detención despachada hace unos días por el Tribunal de Garantía de Angol- los uniformados, encabezados por el prefecto de Malleco, comandante Héctor Palaviccino, llegaron sigilosamente a pie hasta el inmueble de Pichún y, tras vulnerar "el sistema de seguridad interpuesto por los miembros de la comunidad", detuvieron al dirigente mapuche en el comedor de su casa, sin que éste opusiera resistencia.

"Fue un operativo donde no fue necesario utilizar la fuerza. Los policías ingresaron al inmueble y detuvieron al señor Pichún, quien se mostró tranquilo y en ningún momento opuso resistencia", sostuvo el comandante Héctor Palaviccino, quien estuvo a cargo de las labores de búsqueda de ambos lonkos.

 

COMISION

INTERAMERICANA

 

En tanto, el abogado Rodrigo Lillo, que representa a Norín, recordó que el caso de ambos dirigentes indígenas fue presentado en agosto de 2002 a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos -instancia dependiente de la Organización de Estados Americanos (OEA)- por estimar que en el juicio oral y en la sentencia condenatoria no hubo un debido proceso y que fue vulnerado el principio de presunción de inocencia.

Si se acoge la denuncia a tramitación, el caso puede llegar a la Corte Interamericana de Derechos Humanos, instancia jurisdiccional que puede pronunciar un fallo recomendatorio contra el Estado de Chile.

Por su parte, el werkén del Consejo de Todas Las Tierras, Aucán Huilcamán, dijo que Pichún y Norín nunca han evadido la justicia ni a la policía.

"Sencillamente, ellos se encuentran trabajando fuera de su comunidad para mantener a su familia, como lo hace cualquier otro mapuche...Las comunidades mapuches del sector han visto a Pascual y Aniceto Norín trabajando de manera normal en la región", señaló Huilcamán, sin precisar en qué lugares estaban.

El dirigente estimó como excesivo e innecesario el masivo despliegue policial para capturar a los lonkos y denunció que las autoridades políticas y policiales "desconocen absolutamente a las comunidades mapuches, sus actividades y desempeño, particularmente en esta época del año".

 

Por Víctor Hugo Palma.

 


Copyright Sociedad Periodística Araucanía S.A.
Antonio Varas 945 - Temuco - Chile
Teléfono (56 45) 292929