CARTA A LOS PUEBLOS DE AMÉRICA LATINA

Temuco, Chile, 12 de mayo de 1997 

Ante el cambio de sede de la II Asamblea del Fondo Indígena LatinoAméricano, a realizarse los días 15 y 16 de mayo, y cuya sede original era Santiago de Chile, y ahora trasladada a La Paz, Bolivia, por presiones del canciller de Chile, Señor Jose Miguel Inzulza, las organizaciones indígenas de Chile declaramos lo siguiente:

1.- El Gobierno de Chile atenta contra un organismo del sistema de Naciones Unidas, creado por Convenio Internacional de II Cumbre IberoAmericana. Por segunda vez consecutiva ha agraviado a los países miembros del Fondo Para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas de América Latina y El Caribe, suspendiendo la Asamblea que, como gran honor, se acordo realizar en Chile, inicialmente para noviembre de 1996.

El Gobierno de Chile muestra falta de seriedad frente a sus compromisos internacionales, en particular aquellos que dicen relacion con el respeto a los Derecho Humanos y Derechos de los Pueblos Indígenas.

2.- Rechazamos las razones de política interna que sostuvo el Gobierno de Chile para suspender la Asamblea. Chile no esta al borde del caos ni de una guerra civil. Por el contrario, el Gobierno muestra un poderoso control policial y de prensa ante cualquier expresión de disidencia.

La razón fundamental de la solicitud del Gobierno chileno es ocultar a la comunidad internacional la grave situacion en que nos encontramos los pueblos indígenas de Chile, amenazados por la imposicion de megaproyectos de carreteras, represas, empresas mineras, expansión forestal y subasta de tierras, que atropellan nuestros territorios indígenas y que ha hecho crísis estos meses.

3.- Las Organizaciones Indígenas de Chile somos las principales interesadas en la consolidación del Fondo Indígena LatinoAmericano como una instancia para y por los Pueblos Indígenas. Semanas antes del evento en Chile ofrecimos plenas garantías al Secretario Técnico del Fondo para el buen desarrollo de la Asamblea y Reunión Preparatoria en Santiago de Chile. Como en otros países de América, los Pueblos Indígenas de Chile realizamos nuestras reuniones preparatorias, elegimos a nuestros representantes y acordamos nuestra posición ante la Asamblea.

Nos preocupa la conducta del secretariado del Fondo Indígena de atender las presiones de los gobiernos antes de escuchar la opinión de los Pueblos Indígenas. Los conflictos territoriales que se viven en Chile, provocados por la imposicion avasalladora de un modelo de desarrollo, no son ajenos a los objetivos que dieron origen al Fondo Indígena: la concertacion entre pueblos y Estados para resolver los problemas del desarrollo. No cabe una actitud de prescindencia politica por parte del Secretariado, el Comite Directivo y la Asamblea, frente a la situacion de atropellos de los derechos indígenas de Chile, a manos de proyectos de modernizacion autoritaria.

Saludamos la solidaridad expresada por el hermano Abadio Green, Vice-presidente indígena del Fondo, y desde la distacia le expresamos nuestro respaldo para que continue en su cargo.

Los Pueblos Indígenas de Chile no estaremos presentes en la II Asamblea del Fondo Indígena, como protesta por el atropello por el traslado de la sede de la Asamblea. Desde Chile reciban los Pueblos hermanos nuestro saludo y nuestro llamado.

4.- Debemos denunciar ante la comunidad internacional la conducta del Gobierno de Chile frente a los Pueblos Indígenas, que se ha caracterizado por el desconocimiento de Leyes y Acuerdos solemnes establecidos durante la transicion democratica, y el abierto apoyo a megaproyectos que atropellan territorios y comunidades indígenas.

Particular gravedad tiene el conflicto provocado por el Proyecto de Represa y Central Hidrolectrica Ralco en la zona del Alto Bio Bio, en la coordillera de los Andes, que inundara tierras, cementerios y casas de comunidades mapuche-pehuenches. Este proyecto es impulsado por el Gobierno y el grupo economico electrico transnacional-chileno ENDESA S.A., y conto con el apoyo del BANCO MUNDÍAL para el financiamiento de la primera de cinco represas proyectadas.

Otro conflicto se origina en proyectos de carrteras, como es la construcción de una autopista "By-Pass-Temuco", que atraviesa los territorios mapuches de Truf Truf, en la región mapuche de La Araucania. Este proyecto es impulsado por el Ministerio de Obras Publicas de Chile (MOP).

Tambien nos afecta la subasta desvergonzada de tierras indígenas de la Isla de Chiloe, en donde un empresario norteAméricano compro 120.000 hectareas huilliches en una venta promovida por oficinas estatales.

En Chile existe preotección legal sobre las tierras indígenas, lo cual se ha constituído en el principal obstáculo a los megaproyectos. Esa misma legislación especial mandata a la institución estatal indigenísta, CONADI, a proteger las tierras indígenas en caso de amenaza, por lo cual dicha institucion -que es co-bernada entre Estado y Pueblos Indígenas- tambien paso a ser un duro obstáculo a los planes etnocidas.

En los meses previos a la Asamblea del Fondo, ENDESA S.A., y el Gobierno del Señor Frei han iniciado una poderosa campaña de hostigamiento hacia el pueblo mapuche, han intervenido la CONADI designando a un Director Nacional funcional a los interes del Gobierno y de los grupos económicos, y juntos se aprontan a arreglar la ley indigenísta a sus intereses.

5.- La imagen oficial de nuestro país hacia el exterior no se corresponde con la realidad que vivimos los pueblos indígenas de Chile, sometidos a brutal acoso de grupos economicos y transnacionales en nuestros territorios. El modelo económico que impera en Chile, presiona sobre nuestros bosques nativos, nuestros lagos, nuestros rìos, riquezas minerales, y recursos geneticos.

Chile es hoy uno de los países mas intolerantes, sin respeto hacia los pueblos originarios, el medio ambiente y la libre opinión democratica. Puede sorprender en el exterior las altas tasas de crecimiento economico, pero la distribucion del ingreso es una de las más desiguales de Latinoamérica. Un crecimiento economico que ahora quieren proseguir a costa de nuestros territorios y derechos.

Esta cruel realidad del proceso de modernizacion autoritaria de Chile se ha querido ocultar a la comunidad internacional. El pais anfitrión de la VI Cumbre IberoAméricana de 1996, en donde se trato el tema de la Gobernabilidad Democrática, en donde los Presidentes suscribieron una declaración en que se dice reconocer nuestros derechos, ahora no se digna ahora a recibir a las delegaciones de un organismo creado en el mismo proceso de las Cumbres IberoAméricanas.

Fax: 591-2-393922 Fondo Indígena