Centro de Documentación Mapuche Documentation Center
 

IV REUNIÓN INTERPARLAMENTARIA
PARLAMENTO EUROPEO-CHILE
25 y 26 de septiembre de 2002
ESTRASBURGO, FRANCIA

CONSIDERANDO

Que la Unión Europea y Chile desde los pilares que supusieron el Acuerdo marco de cooperación y el Acuerdo UE/Chile que entró en vigor el 1.2.99 han conseguido culminar el proceso de profundización y reforzamiento de sus relaciones bilaterales, en el recientemente rubricado Acuerdo de Asociación.

Que se ha venido desarrollando una relación cada vez más intensa entre el Congreso chileno y la Delegación para las Relaciones con los países de Sudamérica y Mercosur del Parlamento Europeo que ha permitido el intercambio de experiencias y puntos de vista sobre sus relaciones recíprocas, como quedó de manifiesto en la Declaración sobre la institucionalización del diálogo interparlamentario firmada en Santiago, Chile, el 1 de junio de 1998 así como en las reuniones de Diálogo Interparlamentario Institucionalizado realizadas hasta el momento.

Ambas partes se felicitan del hecho de que la IV Reunión Interparlamentaria haya tenido lugar entre dos hechos relevantes:

la II Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno Unión Europea, América Latina y Caribe y el comienzo de los procesos de ratificación del Acuerdo de Asociación UE/Chile.

Que de conformidad con los trabajos desarrollados y las conversaciones sostenidas por el Congreso chileno y la Delegación para las Relaciones con los países de Sudamérica y Mercosur del Parlamento Europeo durante su encuentro celebrado los días 25 y 26 de septiembre de 2002, en Estrasburgo, ambas delegaciones emiten la siguiente:

DECLARACIÓN CONJUNTA

1. Las delegaciones del Congreso chileno y del Parlamento de la Unión Europea reconocieron la importancia de los vínculos entre los cuerpos legislativos que representan, que ha posibilitado el amplio seguimiento, tanto en el Congreso chileno como en la Delegación para las Relaciones con los Países de Sudamérica y Mercosur del proceso de negociación del Acuerdo.

2. Estiman que este Acuerdo Global y su posterior desarrollo constituyen un paso significativo en las relaciones entre Chile y la Unión Europea. No obstante, esperan que el Diálogo Político y la Cooperación se desarrollen en paralelo al de los aspectos comerciales del mismo en beneficio de ambas regiones.

3. Las delegaciones sostuvieron un intercambio de opiniones plural y fructífero sobre el futuro de las relaciones bilaterales, la situación política y económica en Chile y en la Unión Europea y los diferentes problemas y retos comunes derivados del desarrollo del multilateralismo y regionalismo en ambos continentes. Ambas delegaciones debatieron sobre los medios que estos procesos pueden aportar en la búsqueda del bienestar social de sus respectivos pueblos así como en el papel que deben desempeñar las respectivas sociedades civiles en la búsqueda del mismo.

4. Los legisladores de Chile y la Delegación para las Relaciones con los países de Sudamérica y Mercosur reconocieron la importancia de sumar esfuerzos para profundizar y explorar espacios de cooperación, intercambiar experiencias y opiniones acerca de problemas comunes y buscar soluciones conjuntas a los mismos.

5. También ratificaron la decisión de fortalecer el diálogo político en cada encuentro y en cada oportunidad, y se pronunciaron a favor de dar un seguimiento puntual al cumplimiento de los compromisos de cooperación derivados de la Declaración firmada en Santiago el 1 de junio del 98, incorporando a representantes de la sociedad civil.

6. Los legisladores participantes analizaron la conveniencia de crear mecanismos específicos para institucionalizar el diálogo parlamentario entre Chile y la Unión Europea, tales como la creación de programas de intercambio entre legisladores y de funcionarios legislativos, realización de seminarios de análisis comparado sobre los procesos de integración en los que participan Chile y la Unión europea.

7. Las delegaciones presentaron sus perspectivas acerca de los aspectos positivos y negativos asociados con el fenómeno de la globalización, y coincidieron en subrayar la trascendencia del papel de los organismos representativos para que este proceso no acentúe la marginación de los sectores sociales menos favorecidos y para aprovechar las oportunidades potenciales que ofrece en términos de la cooperación internacional. En el caso del sector agrícola se pronunciaron en favor de que se favorezcan las condiciones de equidad en el intercambio comercial.

8. Ambas delegaciones evaluaron la amenaza que para las sociedades democráticas suponen el terrorismo, le delincuencia organizada y el narcotráfico e intercambiaron opiniones sobre la necesidad de reforzar la cooperación en dichos ámbitos.

9. Los participantes expresaron su preocupación sobre temas del medio ambiente en Chile y Europa y manifestaron la conveniencia de recibir asistencia técnica y opiniones de los parlamentarios al respecto.

10. Las Delegaciones acordaron:

1. Ratificar su interés y decisión de fortalecer el diálogo político especialmente en el nivel parlamentario.

2. La creación de una "Comisión Parlamentaria de Asociación" tal como quedó instituida en el artículo 9 del Acuerdo. Dicha Comisión celebrará su primera reunión durante el primer trimestre posterior a la entrada en vigor del Acuerdo. A tal fin ambas partes se comprometen a adoptar en ese plazo el reglamento interno.

Dado en la Ciudad de Estrasburgo, el 26 de septiembre de 2002
 
 
 

Dip. Rolf LINKOHR
Presidente de la Delegación Europea 
Sen. Gabriel VALDÉS
Presidente de la Delegación de Chile