Proyecto de Documentación Ñuke Mapu
URL:http://www.soc.uu.se/mapuche

 
 
 
CRONICA  
5 de Mayo de 2000
Ruta de acceso a faenas de central hidroeléctrica de Endesa fue cortada por más de 15 horas 
Pehuenches se toman camino a Ralco 

Pese a que cerca de 50 Indígenas agredieron con palos y piedras a los carabineros que intentaban desalojarlos del lugar, ningún comunero resultó detenido. 
Fabián Alvarez/Concepción 



Más de 15 horas duró la toma del camino de acceso a las faenas de la represa Ralco, en el Alto Bíobío, la cual fue protagonizada por medio centenar de pehuenches y mapuches que se oponen a la construcción de la central hidroeléctrica de Endesa. 

En la acción participaron indígenas de las comunidades Quepuca Ralco y Ralco Lepoy quienes, liderados por el lonko José Antolín Curriao, a partir de las 19 horas del miércoles pasado derribaron con motosierra árboles para levantar barricadas con troncos y rocas a la altura del kilómetro 26 del camino a Ralco. 

Los obstáculos, de más de metro y medio de alto, impidieron totalmente el paso de vehículos y de camiones que se emplean en las faenas. Además,dejaron aisladas a 300 personas de la comunidad Ralco Lepoy y a 150 trabajadores que construyen la represa. 

Trascendió que los comuneros habrían atacado un camión de la empresa Besalco, contratista de Endesa, quebrando su parabrisas y robando la radio. En la acción resultó lesionado con golpes de palos el conductor del camión, Juan Saavedra, cuyo diagnóstico se mantiene en reserva. 

ACCIóN POLICIAL

De acuerdo al testimonio entregado por el prefecto de Carabineros de Los Angeles, coronel Erasmo Gutiérrez, los mapuches y pehuenches también atacaron con palos y piedras arrojadas con honda y boleadoras, al personal policial que llegó al lugar con el fin de despejar la ruta. 

El coronel Gutiérrez agregó que las faenas de la represa continuaron normalmente "porque no hubo ataque a las faenas, por lo que estas continuaron en forma casi normal. Salvo los problemas de la inmovilidad de los camiones de carga". 

El despeje del camino se produjo durante la mañana de ayer cuando llegó a la zona un fuerte contingente policial enviado por la prefectura de Los Angeles. "Al verse en inferioridad numérica, los comuneros huyeron hacia los bosques sin que se registraran heridos ni detenidos" informó el oficial. 

Junto con limpiar el acceso a las obras de Ralco, Carabineros dispuso un fuerte contingente de vigilancia para prevenir nuevas acciones de las comunidades mapuches-pehuenches que se oponen al proyecto. 

El coronel Gutiérrez señaló que la toma se venía preparando hace algunos días, "sabíamos que algo iba a pasar, pero el camino hacia Ralco tiene más de 40 kilómetros de largo, corre entre cerros y está lleno de curvas,es imposible adivinar en que lugar cortarían el acceso". 

Aunque algunas fuentes han señalado que tras la toma se encuentran miembros del Consejo de Todas las Tierras, el líder de esa organización indígena, Aucán Huilcamán, negó absolutamente la afirmación. Sin embargo,Huilcamán viajó ayer a Ralco, invitado por Antolín Curriao, para participar en una comisión mediadora del tema. 

A esta misma comisión también fueron invitados a integrarse los parlamentarios concertacionistas Francisco Huenchumilla, Alejandro Navarro y Guido Girardi, quienes viajarán a la zona en los próximos días

  latercera@copesa.cl  
Derechos reservados COPESA
Este sitio es parte de la red Terra Networks Chile S.A.